Ay Rocio… Ay Carmela

joaquin sabina

«Soy consciente de que a mis hijas les han pasado putadas gordas, por ejemplo cuando se publicó la foto de aquel Rolling Stone donde aparecía en bolas, llegaron al colegio y se la habían puesto en la pizarra. Ellas tendrían seis o siete años. La verdad es que he tenido suerte, están estupendas, son las dos muy diferentes, van a la Universidad, hacen teatro, leen, se divierten. No van diciendo por ahí que son mis hijas, ni mucho menos. Sus amigos íntimos lo saben, pero el resqto de la gente no. Tienen la suerte de llamarse Martínez, que es como yo me llamo (Joaquín Ramón Martínez Sabina). Un día les propuse si querían cambiarse el apellido, porque al fin y al cabo Sabina es el que yo me he hecho y me dijeron: «Ni hablar». A veces yo le hago putadas, por ejemplo, si me las encuentro en un semáforo por la calle, bajo la ventanilla y les grito: «Y nos dieron las diez…». Y se quieten meter bajo tierra»

Joaquín Sabina
Rolling Stone

Seguimos desgranando poco a poco la esencia del soberbio, sobresaliente e irrepetible reportaje de Rolling Stone a Joaquín Sabina, un documento que debe tener todo seguidor del flaco en su poder para leerlo y releerlo. Si no está a tu alcance no te preocupes, aquí vas a leerlo entero. ¿Y sabes lo mejor?.Que lo mejor está por venir.